Las aplicaciones de la sal de Ems como remedio casero, son sumamente variadas:

  • Para hacer gárgaras y para lavados nasales: se diluye una cucharadita rasa de sal en 1/4 de litro de agua templada. Los gargarismos han de repetirse lo más frecuentemente posible. Esta misma solución se usa para los lavados nasales sorbiendo una pequeña cantidad vertida en la palma de la mano.
  • Para la tos: se emplea la solución descrita anteriormente endulzandola con miel. Otra manera para combatir la tos es: hervir una cebolla bien picada junto con 10 g de miel de abeja y una vez enfriada la mezcla se añaden 3 cucharaditas de sal de Ems removiéndola bien. El puré resultante debe tomarse en dosis de 1 cucharadita 3 veces al día.
  • Para inhalaciones: disolver 1 cucharadita colmada de sal en 1/4 de litro de agua a unos 37ºC.
  • Para el lavado de los ojos cansados: Disolver 1 cucharadita de sal de Ems en 1/2 litro de agua hervida (templada) y antes de acostarse se lavan los ojos.

Lo siento, ahora mismo el comentario esta cerrado.

Este contenido es solamente informativo, no debe considerarse como consejos ni opiniones medicas, consulte siempre con su medico.
© 2011 Remedios Caseros | Políticas de privacidad | Enlaces recomendados | Mapa del sitio