La alfalfa posee grandes propiedades nutricionales y, a la vez, medicinales.  En cuanto al primer aspecto, la alfalfa tiene más del doble de proteínas, cuatro veces más de calcio y dos veces más hierro que la mayoría de los vegetales.

Inclusive su composición vitamínica es superior al poseer cuatro veces más vitamina A, tres veces más de complejo vitamínico B y nueve veces más de vitamina E sin contar además un alto porcentaje de vitamina K.

Propiedades curativas:

Se considera que es una planta diurética al aumentar la secreción y excreción de la orina.  Igualmente, limpia el hígado, purifica la sangre en caso de barritos y espinillas, fortalece los pulmones, combate la osteoporosis.

En el caso de las madres que desean dejar de lactar, puede consumir alfalfa para lograr ese efecto.

Remedios naturales elaborados con alfalfa:

Para desintoxicar la sangre y el hígado, se toma una taza de zumo de la alfalfa o se consume en las ensaladas.  Sin embargo, se debe tener cuidado de no mezclarlo con el zumo de limón porque no son compatible entre sí.

Si la persona sufre de osteoporosis, puede cocinar dos cucharadas de alfalfa.  Esta cantidad provee al organismo aproximadamente 5 por ciento de calcio y 3 por ciento de fósforo.

Para fortalecer los pulmones en caso de bronquitis, se muelen las semillas y se agregan una cucharadita a los alimentos cuando ya están servidos a diario.

Para combatir el olor de los pies,se colocan las hojas bien frescas en los zapatos y se debe procurar que la parte viscosa haga contacto con la planta de los pies.

Para provocar la retirada de la leche de las madres, se machacan las hojas y se aplica sobre el pecho.

También es altamente celulosa, estimula y acelera la evacuación intestinal.   Si la persona no desea este efecto sobre su organismo, puede hervirla.  En estas condiciones se aprovechan las proteínas y los minerales, pero se pierden las vitaminas

Receta para una alimentacion sana con alfalfa:

Ensalada de hierbas silvestres con germinados

Esta receta de alimentacion sana requiere de hojas tiernas de diente de león, de ortigas, llantén, berro, perifollo, apio salvaje y perejil, germinados de trigo, de lentejas, de guisantes y de alfalfa

Se debe mezclar las diferentes hierbas y luego se añade los germinados. Se condimenta con aceite de oliva, tamari, zumo de umeboshi y alcaparras.

Deja Un Comentario

(necesario)

(necesario)

Puedes utilizar estas etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Este contenido es solamente informativo, no debe considerarse como consejos ni opiniones medicas, consulte siempre con su medico.
© 2011 Remedios Caseros | Políticas de privacidad | Enlaces recomendados | Mapa del sitio