Pregunta: Una manzana por dia para los ataques de panico




User


Lamentablemente nadie respondio a la pregunta.
Puede optar por utilizar nuestro buscador para encontrar la respuesta usted mismo.
Responder pregunta - Reportar pregunta como inapropiada
A algunos de nuestros visitantes, les sirvio estos articulos:

Combatir la ansiedad y los ataques de pánico

2011


Una de las sensaciones más angustiosas que puede sufrir una persona a lo largo de su vida es el trastorno conocido como ataque de pánico. Y no son pocas las personas que lo sufren, se estima que alrededor del 1% al 4% de la población sufre episodios de ansiedad extrema y ataques de pánico con cierta frecuencia, especialmente las mujeres. Las crisis de ansiedad o ataques de pánico aparecen repentinamente, a veces sin motivo aparente, pero siempre acompañados de una serie reacciones físicas y síntomas extremos que causan una gran alarma y angustia en la persona que sufre el episodio de terror o pánico.

¿Pero cuales en concreto son los síntomas de la crisis de ansiedad? ¿Cómo puedo saber si estoy padeciendo un ataque de pánico?
Para empezar, hay que decir que la persona que padece un ataque de ansiedad extremo lo experimenta como una experiencia larga, incómoda y angustiosa, cuya duración no se ajusta a la realidad. De hecho, el episodio de terror y ataque de pánico no suele durar más que unos pocos minutos y suele ser más intenso al principio para ir mitigándose después. Los síntomas físicos más comunes son la presencia de taquicardia, dolor en el pecho, dificultad para respirar, mareos, sudoración, palpitaciones, temblores, sensación de ahogo, escalofríos y otras sensaciones varias. En la parte psicológica, el sujeto experimenta un miedo extremo, terror incluso que no tiene una causa real justificada, es decir uno puede tener de repente un miedo atroz a morir y no haber ningún peligro real presente para la vida del sujeto. Las personas que lo padecen viven en un constante estado de desesperación y no es infrecuente que caigan en una depresión y afecte mucho a sus vidas.

Existen algunos tests de crisis de pánico que los psiquiatras utilizan para tratar de diagnosticar el trastorno de ataques de pánico. Lo mejor en caso de haber síntomas y sospecha de padecer este mal es acudir a un especialista, pero ante la duda también podemos intentar realizar alguno de estos tests de ansiedad por nuestra cuenta, son muy sencillos de rellenar y nos permiten confirmar las sospechas y evaluar hasta que punto podemos estar padeciendo episodios de crisis de ansiedad y la gravedad de los mismos. Por supuesto luego habría que acudir al médico especialista, en este caso el psicologo o el psiquiatra.

¿Y como puedo combatir los ataques de ansiedad, pánico y terror?
Las causas de los ataques de pánico raramente son de tipo orgánico y generalmente son causas psicológicas. Para poder tratar la ansiedad es muy importante determinar si es posible el origen de las crisis y definir así posibles estrategias para combatir el pánico. Lo mejor es que te dejes aconsejar y tratar por tu médico especialista, pero aquí te vamos a dar unos cuantos consejos para que puedas sobrellevar las crisis.

  • Cuando empieces a sentir los síntomas intenta relajarte y piensa que aunque sientas un gran miedo, no hay nada peligroso ni dañino detrás de esas sensaciones. Así pasará antes y la sensación de angustia y sufrimiento será menor.

  • Piensa que lo que estás experimentando es solo una exageración de tus reacciones corporales normales ante el estrés que sufres.

  • Aunque has de intentar serenarte y relajarte, no luches contra lo que sientes o las sensaciones se intensificarán.

  • Piensa que es algo pasajero, solo has de esperar unos minutos y todo volverá a la normalidad. Cuanto más pienses en ello, más angustiosa será la experiencia y más parecerá que tarda en pasar. Racionaliza la experiencia.

  • No pienses en lo que podría pasar, piensa en el presente y aferrate a pensamientos serenos y seguros.

  • Si no puedes evitar dejar de pensar en que va a ocurrir algo, intenta desviar tu atención de esos pensamientos realizando algún cálculo mental. Distrae tu mente.

  • Cuando el pánico llegue, acéptalo. Espera y verás que pasa solo sin que ocurra nada.


Si sufres trastornos de ansiedad generalizada, desde aquí quiero transmitirte un mensaje positivo, la ansiedad se puede combatir, curar y superar. Eso no significa que sea fácil, pero con perseverancia ysin desesperarse se puede lograr.

Combata el mal aliento con vinagre de manzana

2011
El vinagre de manzana es el producto de la fermentación de manzanas pulverizadas – la fermentación produce el alcohol y si es mayor la fermentación se produce vinagre. El vinagre ha sido utilizado durante siglos para cocinar, limpiar, hacer las salmueras y matar malas hierbas. También ha sido un remedio popular por generaciones y el vinagre de manzana, en particular, ha visto un reciente incremento en su popularidad.

Vinagre  de manzana para el mal aliento

Método

Diluir una cucharada de vinagre de manzana en un vaso de agua y beber antes de cada comida, o hacer gárgaras durante 10 segundos después de una comida.

¿Por qué  funciona?

Pocos estudios se han realizado acerca de las propiedades para refrescar el aliento de vinagre de manzana y por lo tanto no se ha demostrado su total eficacia. Es posible que funcione, porque el mal aliento puede ser causado por la mala digestión y el vinagre de manzana es una ayuda digestiva. También contiene propiedades antibacterianas naturales, que podría matar a las bacterias que causan mal olor en la boca y entre los dientes.

Precauciones

El vinagre de manzana puede dañar el esmalte de los dientes, el esófago y otros tejidos blandos. El uso a largo plazo puede conducir a la reducción de los niveles de densidad ósea y potasio y puede afectar negativamente los niveles de insulina. Las personas con osteoporosis, diabetes y niveles bajos de potasio no debe tomar el vinagre de manzana en grandes cantidades.

Este contenido es solamente informativo, no debe considerarse como consejos ni opiniones medicas, consulte siempre con su medico.
© 2011 Remedios Caseros | Enlaces recomendados