Pregunta: Remedios caseros para zumbidos de oidos




User


Lamentablemente nadie respondio a la pregunta.
Puede optar por utilizar nuestro buscador para encontrar la respuesta usted mismo.
Responder pregunta - Reportar pregunta como inapropiada
A algunos de nuestros visitantes, les sirvio estos articulos:

Propiedades de la cebolla

2011
Propiedades curativas de la cebolla:



La cebolla es una de las plantas más beneficiosas para el hombre por sus propiedades nutritivas y curativas.

La cebolla usada exteriormente es muy buena en los casos de quemaduras, heridas, sabañones, furúnculos y en las manchas rojas de la cara

Igualmente, alivia los dolores reumáticos y neurálgicos, en las hemorragias nasales, calambres y desmayos de las mujeres cuando sufren de histeria.

Cuando es usada interiormente, la cebolla es recomendada para la debilidad del estómago y tiene propiedades diurética y sudorífica.

Igualmente, se usa para  aliviar la fatiga y respirar mejor en caso de asma; para expulsar las lombrices de los niños, para disipar los zumbidos de los oídos.

Remedios naturales elaborados con cebollas:

Contra dolores reumáticos y neurálgicos, se debe aplicar fricciones de jugo de cebolla, en paños o bien en cataplasmas calientes sobre las partes afectadas.

Para los casos de histerismo, se debe colocar, bajo la nariz, jugo de cebolla, ya que su penetrante olor ayuda al recobro.

Para curar las quemaduras, se rallala cebolla, se extrae el zumo, este líquido se  mezcla con enjundia de gallina lo que forma así un excelente ungüento, el que se aplica directamente en las partes afectadas.

Para curar los furúnculos, se  hierve una cebolla blanca.  Luego se parte y se aplica caliente sobre éstos.

Para quitar las manchas de la cara, se hace remojar la cebolla en vinagre durante 4 o 5 días.  Luego se toma este líquido se aplica sobre las manchas en forma de loción.     .

En caso  de hemorragia de la nariz, se corta la cebolla por el medio y se coloca sobre la nuca y el otro medio  se hace respirar.

Para aliviar las fatigas, se come las cebollas asadas por las mañanas en ayunas y antes de dormir.

Para expulsar las lombrices (parasitos) de los niños, se corta una cebolla grande en varias partes, se deja que se remoje en una taza de agua durante una noche y se toma el líquido en ayunas.

Para disipar los zumbidos de los oídos y la sordera reciente, se empapa un algodón en el zumo de la cebolla y se introduce ligeramente en las orejas.  Para calmar los fuertes dolores de los oídos, se asa un pedazo de cebolla y se extrae unas cuantas gotas que son introducidas en el oído cuando el líquido esté fresco.

En caso de insomnio (cuando no sepuede dormir) se prepara un platito de ensalada de cebolla con aceite, limón y poca sal, se come durante la cena y provoca un sueño profundo y reparador.

Para curar la tos crónica, tos convulsiva (tos feina), la bronquitis yel asma bronquial, se pica una o dos cebollas grandes, se mezcla con bastante azúcar en un plato, se deja durante la noche en el sereno y en la mañana se toma por cucharadas cada 3 horas este jarabe. Otra forma de prevenir principalmente la tos nocturna es dejar en un plato durante la noche cerca de la cama una cebolla cortada por la mitad. Sus vapores y aro­mas actuarán de forma suavizante, calmando la garganta.

Se puede dar aquí la receta del jarabe que utilizan muchas personas mayores contra la tos: consiste en rallar una cebolla pequeña en un vaso caliente de leche ¡unto con una cucharada de

Para cólicos menstruales y para el síndrome premenstrual, se recomienda hervir 250 g de cebolla en 1 litro de leche durante 15 minutos, dejar reposar y beber un vaso cada tres horas. También se puede aplicar una cataplasma en la zona dolorida para calmarla.

Si se sufre de migrañas, se recomienda aplicar cataplasmas de cebolla cruda en la frente y sienes.

En el caso de picaduras de insectos, es muy eficaz frotar la zona afectada con el tallo verde de la cebolla para disminuir la inflamación.

Receta de cocina para una alimentación sana con cebollas:

Arroz integral con judias y cebolla

Las judías se dejan de remojo toda la noche. Después, se echan en una olla y se añade: ajo, cebolla, pimiento verde, apio, tomillo, laurel y sal. Cuando empiece a girar, se baja el fuego y se deja por 20 minutos. El arroz integral lleva 2 y media partes de agua por una de arroz.

Remedios caseros para los zumbidos en el oído

2011
Se calcula que alrededor de 36 millones de personas alrededor de mundo padecen ocasionalmente o de forma constante estos zumbidos.

El tinnitus puede ser causado por:

  • Taponamiento del conducto auditivo externo por cerumen o cera de los oídos endurecido

  • Sinusitis

  • Medicamentos como aspirina, antibióticos y barbitúricos

  • Exposición a substancias químicas como el monóxido de carbono procedente de las emisiones de vapor de la bencina utilizada para lavar en seco

  • Consumo excesivo de alcohol o cafeína

  • Exposición a ruidos fuertes e intensos (radios a gran volumen, disparos de armas de fuego, por martillos neumáticos, maquinarias industriales, un avión que aterriza o despega en el aeropuerto, los conciertos de rock entre otros).

  • Enfermedades que afectan al oído medio y/o interno

  • Trastornos circulatorios como presión sanguínea alta, arteriosclerosis

  • Padecimientos de la columna vertebral o cervical

  • Lesiones de cabeza

  • Estrés


Remedios naturales para los acufenos o tinnitus:


  • Tomar dos cucharadas de levadura de cerveza diariamente mezclada en un jugo de tomate.

  • Calentar en medio litro de agua, un limón troceado, tres cucharadas de pipas de girasol peladas y una cucharada de miel. Remover constantemente por 10 minutos, colar el líquido y conservar en un recipiente hermético. Tomar dos vasos a diarios durante 60 días.

  • Aplicar un trapo previamente calentado por medio de una plancha y poner de inmediato, antes que se enfríe, sobre el oído donde se siente el zumbido.

  • Tomar una infusión elaborada con hojas de ginkgo biloba tres veces al día lo cual aumentará el riego cerebral y actuará positivamente sobre el zumbido de oídos.

  • Realizar lavados diarios de nariz con agua fría, ligeramente salada (1 ó 2 granos de sal gorda disueltos en un vaso de agua) lo cual estimulará el riego sanguíneo si se consigue que el agua pase a la garganta.

  • Insertar, en el caso de taponamiento del oído como causante del tinnitus, 3 ó 4 gotas de aceite de castor en cada oído una vez al día, y luego tapar con un trozo de algodón o emplear una gota de jugo de cebolla tres veces por semana hasta sentir alivio, luego una vez cada diez días como mantenimiento.

  • Presionar, durante varios minutos, las depresiones detrás de ambos lóbulos y la mandíbula directamente debajo de las orejas.

  • Preparar una mezcla, en el caso de taponamientos del oído, con 100 gramos de aceite puro de oliva de primera presión en frío, 10 gramos de flores de gordolobo, 5 gramos de castañas de Indias, 3 gotas de aceite esencial de tomillo.   Poner en un frasco de cuello ancho las hierbas y verter el aceite ligeramente caliente y removiendo al mismo tiempo. Dejar al aire abierto con una gasa durante 3 semanas y agitar todos los días. Pasado ese tiempo, procederemos a colar y agregar la esencia. Envasar en un frasco cuentagotas y aplicar 4 gotas en el oído al acostarse.

  • Presionar ambas orejas contra la cabeza varias veces por día y usar los dedos pulgar e índice para masajear los extremos exteriores de ambas orejas, incluyendo los lóbulos. Igualmente, presionar y masajear el área debajo de los dos últimos dedos en la palma de cada mano, y/o en la planta del pie, entre el dedo meñique y el medio. (remedio de acupresión)


Recomendaciones:

Adoptar una dieta alta en fibra y baja en grasas, que incluya especialmente alimentos que contengan magnesio y potasio (son buenas fuentes los albaricoques, las papas horneadas, las bananas, la remolacha, las verduras con hojas y las nueces) lo cual mejora la circulación y disminuye los ruidos molestos.

Evitar el consumo de café y alcohol.

Practicar ejercicio y  deportes suaves para activar la circulación sanguínea.

Evitar la introducción del dedo, objeto puntiagudo o bastoncitos de algodón si se siente el oído taponado, ya que puede causar infecciones o heridas.

Practicar técnicas de relajación si el zumbido tiene origen en el estrés.

Evitar la introducción de algún líquido en el conducto auditivo si se sospecha de perforación timpánica.

Acudir a un especialista cuando el tinnitus o acúfenos es persistente o recurrente para averiguar la causa que los produce y tratarlos de manera específica.
Este contenido es solamente informativo, no debe considerarse como consejos ni opiniones medicas, consulte siempre con su medico.
© 2011 Remedios Caseros | Enlaces recomendados