Para realizar este remedio tan solo necesita ajos, limón y miel, muy simple no? Aunque a mucha gente le desagrada el sabor y  el olor del ajo no se pueden negar sus innumerables propiedades curativas.

Preparación

Hierva a fuego lento un ajo, a continuación triture un diente de ajo y mézclelo con una cucharada de miel, agregue una cucharadita de vinagre de manzana ó jugo de limón y tomelo inmediatamente.

Cómo funciona?
La combinación de aje con la acidez del vinagre o del jugo de limón abre los conductos nasales y, junto con la miel, se disuelve la flema. El ajo y la miel son también ricos en vitaminas y tienen propiedades antisépticas.

Precauciones

Antes de consumir grandes cantidades de ajo, por favor consulte a su médico si está tomando medicamentos antiplaquetarios, medicamentos anticoagulantes o inhibidores de la proteasa.

Lo siento, ahora mismo el comentario esta cerrado.

Este contenido es solamente informativo, no debe considerarse como consejos ni opiniones medicas, consulte siempre con su medico.
© 2011 Remedios Caseros | Políticas de privacidad | Enlaces recomendados | Mapa del sitio