La incorporación de fibras a la dieta diaria es una de las formas más efectivas de adelgazar y no volver a recuperar los kilos perdidos

Existen infinidad de dietas para perder peso y con todas se logra adelgazar, pero al poco tiempo de finalizar la dieta se recuperan los kilos perdidos y hasta se suman algunos más.

Quienes han realizado diferentes dietas para adelgazar saben que los resultados son temporales y que finalmente de nada sirve pasar hambre ya que se vuelve a engordar.

El secreto para perder peso y mantenerse en forma no está en realizar grandes sacrificios y privaciones sino en saber cual es la mejor manera de alimentarse para lograr quitarse el exceso de kilos y no volver a recuperarlos.

Aunque suene a formula milagrosa en realidad es algo muy sencillo, basta con cambiar algunos hábitos alimenticios e incorporar fibra a la dieta diaria.

La alimentación occidental es muy baja en fibras y ese es uno de los factores que contribuyen al sobrepeso, para aumentar la cantidad de fibra es necesario saber cuales son los alimentos que la poseen en mayor cantidad y como podemos introducirla en nuestras comidas.

Alimentos que contienen más fibras

Pan integral, pastas elaboradas con harina integral, arroz integral, Salvado de avena, salvado de trigo, frutas con piel, semillas, legumbres, hortalizas, vegetales crudos o cocidos.

Como sumar fibra a la dieta

En el desayuno se puede optar por una cucharada de salvado de avena o trigo mezclada con yogur, batido de frutas o leche descremada o dos cucharaditas de semillas de Linaza

Cambiar el pan blanco por pan integral y sumar una fruta con piel (manzana, durazno, ciruelas)

Se puede agregar al almuerzo dos cucharadas de salvado y adoptar la costumbre de comer una ensalada de vegetales crudos, sin importar cual sea el plato principal.

Un ejemplo de ensalada puede ser lechuga, tomate, cebolla, zabahoria rallada y remolacha, aderezada con aceite de oliva y jugo de limón.

La merienda puede consistir en frutas crudas, batido o jugos y en la cena tomar vegetales crudos o cocidos como acompañamiento del plato principal.

Cuando se toman semillas la cantidad no debe ser mayor a una cucharada (en total) al día y si se elige salvado de trigo o de avena no superar las 4 cucharadas en total, las cuales deben ser repartidas en diferentes comidas.

Lo siento, ahora mismo el comentario esta cerrado.

Este contenido es solamente informativo, no debe considerarse como consejos ni opiniones medicas, consulte siempre con su medico.
© 2011 Remedios Caseros | Políticas de privacidad | Enlaces recomendados | Mapa del sitio